Golf Club Argentino se prepara para el Campeonato Argentino de Aficionados

El Golf Club Argentino, de la ciudad de Del Viso, recibirá en febrero próximo el 124º Campeonato Argentino de Aficionados.

El número de edición ya muestra a las claras la importancia del certamen, consolidado como una tradición en el golf argentino. Este año se jugará del 23 al 27 de febrero.

En ese marco, en el Golf Club Argentino, el pasado jueves la Comisión de Canchas de la AAG realizó una visita al lugar.

Jorge De Rose, Presidente de la citada comisión, y Guillermo Busso, Director de Canchas de la AAG, se reunieron con Javier Pintos, Capitán de Cancha; Javier Blanco, Superintendente; y Ricardo de Udaeta, Agrónomo Asesor del club, con quienes realizaron la recorrida a la cancha.

“Está muy prolija y ofrece muy buenas condiciones de juego”, destacó Busso en referencia al campo, y agregó: “Los greens de TifEagle están en sus preparativos finales y se encontrarán a la altura de tan importante competencia.”

A finales del siglo XIX, cuando el golf argentino comenzaba a organizarse, Lomas AC tuvo el honor de ocupar un lugar primordial entre los clubes de golf de nuestro país. Fue justamente esa institución la que inició el Campeonato de Aficionados del Río de la Plata, tal como fue anunciado en la siguiente circular: “La medalla de oro Bethell para el Campeonato de Golf del Río de la Plata, a jugarse en los días 15 y 16 de agosto de 1895, en una cancha de dieciocho hoyos, sin handicap, según las reglas del medal play y de acuerdo con los reglamentos que sean adoptados para la ocasión por la Comisión de Golf de Lomas. A todos los jugadores que se propongan tomar parte en el concurso, especialmente aquellos que residen en las provincias o repúblicas vecinas, se les ruega enviar sus nombres. Firmado: Charles Alexander y HA Livock”.

A esa primera convocatoria respondieron jugadores, resultando vencedor George Barker, del Uruguay, Mitchell Fortune, de Hurlingham fue segundo, y AD Dunbar, tercero. El Campeonato de Aficionados de 1922 es memorable por el hecho de que por primera vez el título fue ganado por un jugador argentino: Federico Elortondo. Hasta entonces los anglo-argentinos (como Watson y Harry Wesley Smith) habían tenido éxito pero el nuevo campeón era el primer argentino puro, por descendencia y por nacimiento, que inscribió su nombre en la lista de campeones. San Andrés fue escenario de la competencia y en el partido final Elortondo venció a HGE Hickey por uno arriba.

Entre los campeonatos exclusivos para aficionados que se juegan actualmente en todo el mundo, al Campeonato Argentino de Aficionados le corresponde el sexto lugar por antigüedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *